Dí no a la inacción…y ¡actúa!

 

Artículo publicado en la revista impresa Objetivo Bienestar Nº 4, 2014

¿Te cObjetivo bienestar Nº 4, portada, Di no a la inacción y actúa, Mar Cantero Sánchez, www.marcanterosanchez.comuesta realizar lo que te propones? Quizá has tomado una decisión y te sientes motivada, pero cuando vas a ponerte manos a la obra, algo se desinfla y nunca llega el momento de dar el primer paso. ¡No te preocupes! Te decimos cómo hacer lo que quieres hacer, a tiempo y con energías.

Luces, cámaras, ACCIÓN… Es posible que hayas tomado la decisión de realizar lo que deseas conscientemente, pero es tu subconsciente el que evita que des ese primer paso. Quizá te sientes como estancada, puede ocurrir que nunca encuentres el momento idóneo, o no sepas por dónde empezar, o simplemente te dejes llevar por la inercia de la vida o el estrés, y por eso nunca te pones a ello. Incluso es posible que encuentres distintas vías de escape, como por ejemplo, realizar otras acciones a las que ya estás más acostumbrada y que te resultan infinitamente más fáciles; pensar en otra cosa que nada tiene que ver con lo que quieres hacer; u ocupar mucho tiempo en otras labores que son de menor importancia pero que, en ese momento, te parecen las más urgentes. Y después te sientes mal y te preguntas por qué te cuesta tanto empezar o avanzar. Hay muchas razones y vamos a hablar de ellas, pero lo realmente decisivo es por qué existen en tu interior estas razones. Pero no desesperes, hay solución para tu inacción y está dentro de ti. En este artículo te mostramos cómo superar esa falta de empuje y te decimos cómo hallar la voluntad que necesitas, para enfrentarte al hecho de comenzar algo nuevo.

¿Por qué te boicoteas?

Los especialistas dicen que el auto boicot o auto sabotaje es un acto involuntario e inconsciente, fruto de la baja autoestima y de la inseguridad. Ocurre cuando interiormente sientes temor ante lo nuevo y desconocido, pero es un círculo vicioso, porque causa lo mismo que lo ha provocado. En tu subconsciente es donde se esconden tus miedos, tus dudas, la incertidumbre que te causa lo nuevo y desconocido, e incluso la pereza. A veces, es una pequeña zancadilla que te pones a ti misma, pero el problema real aparece cuando el obstáculo que te impones, es demasiado difícil de superar. La pregunta es, ¿por qué lo haces? Hay varios motivos que pueden provocarlo: Para evadir responsabilidades; por miedo a las consecuencias, incluso aunque estas sean positivas; miedo a no conseguirlo; miedo a conseguirlo; recelo ante el después; miedo al cambio; etc. Realizar o llevar a cabo un proyecto con éxito, puede significar más trabajo, más esfuerzo, o una mayor presión y responsabilidad. Si no consigues hacer algo, te sientes culpable y te lamentas, y cuanto peor te sientes, mayor es la frustración. Si sólo eres capaz de darte cuenta de esto, ya habrás dado el mayor paso hacia el cambio en este sentido, pues la mayoría de las personas que se auto boicotean, ni siquiera son conscientes de que lo hacen. En cualquier caso, necesitarás hacer en primer lugar un cambio en tu pensamiento e incluso en tu actitud. La acción más importante que te va a llevar a cambiar, es dejar de pensar en contra de ti misma.

La procrastinación

Es un trastorno muy complejo del comportamiento, que afecta a todo el mundo, aunque algunas personas lo sufren continuamente en su día a día, y a otros, solamente les ocurre esporádicamente. Consiste en postergar de forma sistemática aquellas tareas que debemos hacer, o incluso las que queremos hacer, que son cruciales para nuestroObjetivo bienestar Nº 4, pag 1, Di no a la inacción y actúa, Mar Cantero Sánchez desarrollo, siendo reemplazadas por otras más irrelevantes pero más placenteras de realizar en ese momento. Es asumida popularmente como simple “pereza”, sin embargo es algo más, pues no afecta solamente a las personas perezosas, sino también a las diligentes y dispuestas, que cuentan entre sus virtudes con una gran fuerza de voluntad, y estas también pueden caer en la procrastinación, en algún momento de sus vidas. Cuando se trata de algo que ocurre de manera habitual, se convierte en un gravísimo problema, ya que lleva a la persona a no realizar nunca lo que se le impone o lo que se impone a sí misma, con su consiguiente malestar posterior y las peores opiniones sobre sí misma. Algunas de las consecuencias que la procrastinación provoca en las personas que la padecen, son: frustración, baja autoestima, rechazo de uno mismo, sentimiento de culpa, desorientación, desesperanza, e intolerancia consigo misma y con los demás. Cuando se convierte en parte de la vida, es un problema que hay que solucionar. Para ello, lo primero es reconocer que nos ocurre para rebajar su importancia y así, ponernos manos a la obra con la solución.

ELIMINA LO NEGATIVO

Las cosas nocivas de tu vida, te restan tiempo y energía, hacen que te ocupes de lo que no es importante, e impiden que vayas a por lo que realmente quieres. Puede tratarse de conflictos, preocupaciones, e incluso sentimiento de culpa. Cualquier cosa que te haga sentirte mal contigo misma y con los demás, va a ser un impedimento para que te pongas a trabajar. Lo negativo de tu vida te paraliza y esto ya es un síntoma de que existe algo dañino que hay que atajar y cortar de raíz. Imagina que tienes que subir una montaña y vas cargada con una mochila de cosas inútiles pero sumamente pesadas. Del mismo modo, a veces cargamos con una pesada mochila emocional que no nos deja movernos, ni mucho menos caminar hacia delante. Estas emociones negativas siempre están provocadas por algo o por alguien, incluida tú. Por eso, la acción de soltar lastre, de librarse de todo lo que te afecta negativamente, es la mejor manera de volver a caminar, es decir, a realizar aquello que deseas o tienes que hacer. Otra parte importante de las cosas negativas de tu vida puede ser tu pensamiento. A veces, somos nosotros mismos los más nocivos y nos enredamos en reflexiones e ideas que sólo nos restan fuerzas y nos debilitan. Cambiar tus pensamientos y emociones negativas por otras más positivas, también es una buenísima manera de eliminar de tu vida aquello que no te ayuda ni te aporta nada, salvo más negatividad.

UN COMPROMISO PERSONAL

Casi siempre nos comprometemos con cosas que, o bien, en realidad no queremos hacer aunque nos empeñamos en creer que sí, o se trata de cosas que otros nos han dicho que son muy importantes. E incluso nos comprometemos a realizar cosas ajenas que no nos corresponden. Pero, ¿dónde quedas tú en todo esto? Un motivo más que suficiente para que tu subconsciente se niegue a hacer cualquier cosa, es el hecho de que en realidad, no tienes ningún deseo de hacerla. Por eso, es importante que hagas un compromiso personal contigo misma, si deseas ser capaz de llevar a cabo tus proyectos o tus obligaciones, esas que realmente provienen de ti. Cuando hablo de tener un compromiso personal, no me refiero a cumplir en el trabajo solamente, sino a un compromiso contigo misma que te lleve a realizar todo aquello que necesitas, deseas, o quieres hacer, por y para ti, únicamente. ¿Quién puede valorar o calibrar qué es más importante o más urgente para ti? Nadie, salvo tú. Así que, no tienes por qué poner en primer lugar sólo aquello con lo que vayas a obtener unos resultados económicos, culturales, etc., porque puede que lo que más estés necesitando sea algo que nunca deberías relegar, pues quizá para ti sea la sal de la vida. ¿Qué puede haber más importante que dedicarte a lo que te hace feliz, sea lo que sea? Olvídate de lo que piensen o digan otros, tú eres tu mayor obligación y esto debes recordarlo siempre.

AUMENTA TU ENERGÍA
Puedes elevar tu nivel energético por ti misma

Si estás bajObjetivo bienestar Nº 4, pag 2, Di no a la inacción y actúa, Mar Cantero Sáncheza de energía, será imposible que tomes la decisión de empezar algo, sea lo que sea. Pensar y cuidar de ti misma es una manera de hacer que tu energía vuelva a estar en el nivel adecuado. Disfrutar de tus hobbies, pasar un rato divertido con tus amigos, unas buenas vacaciones, etc., son maneras de descansar y además de recuperarte energéticamente, ya que los buenos momentos hacen que baje el nivel de estrés, mientras aumentas tu felicidad interior y te preparas para ser capaz de hacer lo que consideras importante.

ORDENA TUS IDEAS
Tener muchas ideas es bueno, pero ordenadas

Si no paras de imaginar cosas que puedes hacer, es que quieres hacerlas, al menos conscientemente. Pero a veces, si tienes muchas ideas te puedes sentir desbordada y al final, no vas a poder hacer ninguna de ellas. Pero no frenes el caudal de tus ideas, tan sólo es necesario que las ordenes mentalmente (o si lo prefieres, escríbelas) para aclararte mejor y tenerlas a mano cuando las necesites. Si las ordenas, según tus necesidades, verás que tener muchas ideas es una gran virtud.

SÉ TOLERANTE
Contigo en primer lugar

Las personas que no practican la tolerancia con los demás, son intolerantes en primer lugar consigo mismos, y mucho más aún que con los otros. La intolerancia e inflexibilidad puede llevarte a quitarte las ganas de realizar cualquier cosa. Si al principio, no te está saliendo tan bien como quisieras, si te resulta mucho más difícil de lo que pensabas, si te sientes débil o incluso desganada, etc., sé tolerante contigo. No eres una máquina, tienes tus momentos como todo el mundo, pero también tienes otros momentos en el día en que eres capaz de comerte el mundo. Aprovecha estos para hacer lo que quieres hacer y verás qué diferencia.

APRENDE A PRIORIZAR
No confundas lo importante con lo urgente

Cuando caminas, pones un pie delante del otro. Con los proyectos queObjetivo bienestar Nº 4, pag 3, Di no a la inacción y actúa, Mar Cantero SánchezObjetivo bienestar Nº 4, pag 3, Di no a la inacción y actúa, Mar Cantero Sánchez quieres hacer, es igual de sencillo. Lo importante es dar el primer paso y realizar el primero, una vez hecho este, los siguientes te resultarán más sencillos de realizar. Pero para ello, es bueno que antes los hayas seleccionado según tus prioridades. El primero siempre debe ser el más urgente, pero esto no significa que sea el más importante. Ocúpate de las urgencias pero ten claro que el más importante para ti, es el siguiente de tu lista.

HAZ SÓLO LO QUE TE CORRESPONDA
No siempre todo depende de ti

A veces, nos da por pensar que somos imprescindibles y nos cuesta delegar en alguien, o simplemente pedir ayuda o un favor. Queremos hacerlo todo nosotras y eso nos lleva a un gran desgaste, sobre todo cuando las cosas no nos salen cómo esperábamos. Y es que, no siempre todo depende de nosotras. Hay cosas que tienen que hacer otros y además, es importante que tú permitas que lo hagan. Ocúpate de hacer únicamente lo que te corresponde, ni más ni menos, y verás cómo ya no te resulta tan complicado el hecho de empezar algo nuevo.

CONFÍA Y DATE TIEMPO
El tiempo puede ser tu gran aliado

Parece que la idea de “dar tiempo” en estos días, suena a algo parecido a “perder el tiempo”, pero te aseguro que no significan lo mismo en absoluto. Al contrario, perder el tiempo es lo que haces cada vez que no te pones a realizar lo que quieres. Sin embargo, dar tiempo quiere decir otorgar una oportunidad de respuesta, de reacción, etc., en otro, en ti, o en la misma vida. Cuando has dado lo mejor de ti pero no lo has conseguido, o bien, cuando has empezado pero no sabes por dónde continuar, o piensas que el modo de hacer las cosas no es el correcto, es el momento de parar, descansar, y de paso, dar tiempo a la vida para que llegue una respuesta. La expresión: ¡Dar tiempo al tiempo!, es bastante acertada. Necesitas incluso dártelo a ti misma, recuérdalo.

NO DEJES DE MOVERTE
Si te paras, que sea para descansar o distraerte

Si aún no estás acostumbrada a actuar y hacer lo que quieres o necesitas hacer en cada momento, pero has conseguido empezar a hacer alguna cosa, es mejor que no te pares, salvo para descansar o distraerte, como hemos dicho antes. Puedes hacer otra actividad que te saque de la otra que quieres hacer, para relajar tu mente y coger fuerzas para continuar más adelante. Pero esto no significa pararte. Pararte sería no volver a ello o dejarlo para otro día, ese que nunca llegará. Sé consciente de que estás parando temporalmente, pero que no por ello dejas de moverte y que te pondrás de nuevo manos a la obra más adelante.

SÉ PACIENTE

La paciencia es la madre de la ciencia. Si te muestras impaciente contigo misma, vas a conseguir bien poco. Cuando un niño aprende a caminar, se cae un montón de veces antes de andar con pasos seguros. Todos somos como bebés cuando empezamos algo, pues vamos aprendiendo mientras lo hacemos, con cada nueva acción.

DECIDE POR TI MISMA

Objetivo bienestar Nº 4, pag 4, Di no a la inacción y actúa, Mar Cantero SánchezA veces puedes creer que una decisión es tuya, pero en el fondo no lo es. Puedes estar condicionada, sin ser consciente de ello, por las circunstancias, por algunas personas de tu entorno, o incluso por tus miedos y tus dudas. Para decidir realmente por ti misma, deja todo a un lado y piensa en lo que realmente quieres hacer.

SIN EXCUSAS

Cuando tenga tiempo…Cuando esté más tranquila…Mañana, ya veré… Poner excusas en un síntoma de la inseguridad que sientes ante la idea de ponerte a hacer algo nuevo. Son tu miedo, tus dudas, y la incertidumbre, los que hacen que nunca sea el momento perfecto para ti. Pero ten en cuenta que, ese momento perfecto, lo creas tú y sólo tú puedes decidir su fecha.

DISFRUTA DEL CAMINO

¿Qué es más importante, el destino o el viaje? En el poema Ítaca de Kavafis, se plantea esta cuestión cuando dice: “…Has de llegar a ella, es tu destino, pero no fuerces nada la travesía…” Te sugerimos que lo leas para darte cuenta de que en el camino hacia la meta, también encontrarás muchas satisfacciones. Disfrutar de tus intentos, de las veces que te has puesto a ello aunque no lo hayas conseguido, y valorarlos, es otra forma de reforzar tu autoestima y de que vuelvas a sentir ganas de recomenzar.

Mar Cantero Sánchez

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies